Comparte este artículo:

Cómo traducir un expediente académico con valor oficial

Cómo traducir un expediente académico con valor oficial

ÍNDICE DE CONTENIDOS

3Vivimos en un mundo globalizado y estamos en constante contacto con otras culturas. Cada vez es más común que los estudiantes opten por continuar o ampliar sus estudios en un país extranjero. Esto les brinda un abanico de oportunidades muy amplio. Otros, que ya han acabado sus estudios, optan por probar suerte buscando experiencia laboral en otro país.
Muchos organismos, universidades u otras instituciones académicas exigen, no solo un certificado universitario, sino también el expediente académico de los estudiantes o trabajadores. Así, pueden ver las asignaturas cursadas y las calificaciones en cada una de ellas, lo que ayuda en el proceso de selección y en el de admisión.
Para presentar un expediente académico en otro país, es necesario que esté en el idioma de la organización que lo exige. Por esto, es necesario que se traduzca. Pero ¿cómo se traduce un expediente académico con valor oficial? ¿Vale cualquier traducción?
Qué es un expediente académico y por qué se traduce
Un expediente académico es un documento que incluye datos personales y académicos de un alumno. Es mucho más extenso que un certificado de notas, ya que en un expediente académico se refleja toda la trayectoria académica del alumno.
Un expediente académico incluye todo tipo de datos académicos, como las asignaturas cursadas y cuándo se cursaron, las horas que se les dedicaron, los créditos obtenidos en cada una, las prácticas académicas que se han realizado…
Pueden ser varias las causas por las que se necesita traducir un expediente académico. Una de las más comunes es para estudiar en el extranjero. Es decir, si eres español y vas a estudiar en el extranjero o si eres extranjero y vas a estudiar en España, necesitarás que se traduzca tu expediente académico.
También se necesita traducir el expediente académico para homologar nuestros estudios en otro país. Por ejemplo, si has terminado tus estudios universitarios en un país extranjero, se te exigirá una copia del expediente para homologarlos en España. Esta copia tiene que ser obligatoriamente en español, por lo que necesitarás una traducción.
Sin embargo, en estos casos, no vale cualquier traducción. ¿Cómo se traduce un expediente académico con valor oficial?

Cómo traducir un expediente académico con valor oficial
Los expedientes académicos son documentos que se presentan ante autoridades u organismos oficiales de los distintos países. Es importante, entonces, saber cómo se traduce un expediente académico con valor oficial.
Las universidades y otros organismos que puedan exigir que presentes tu expediente académico no van a aceptar cualquier traducción. Esto se debe a la gran posibilidad de fraude.
Es aquí donde entra la traducción jurada. Una traducción jurada se emplea para dar fe o certificar que los contenidos de una traducción son 100 % fieles a los datos que presenta el texto original.
Una traducción es jurada cuando en el documento se puede ver la firma y sello de un traductor jurado. Por este motivo, las traducciones juradas se expiden siempre en papel. Con su firma y sello, el traductor jurado se responsabiliza de manera jurídica de la exactitud y legalidad de la traducción y su contenido.
Además de la firma y sello del traductor jurado, todas las traducciones juradas tienen que presentar la certificación jurada. El sello del traductor jurado, además, tiene que estar en cada página. También debe incluir el nombre del traductor, su número de carné de traductor jurado y la leyenda “intérprete jurado de (los idiomas)”.
El traductor jurado está habilitado por el Ministerio de Asuntos Exteriores y sus traducciones juradas tienen validez jurídica internacional. Para ser traductor jurado es necesario aprobar un examen que convoca la Oficina de Interpretación de Lenguas del Ministerio de Asuntos Exteriores.
Antes de solicitar una traducción de un expediente académico, es necesario que nos aseguremos de que hemos contratado a un traductor jurado. Este es un trabajo que precisa de una responsabilidad enorme y no está al alcance de todos.
Otro aspecto a tener en cuenta es que no todos los sistemas educativos y de evaluación son iguales. Por ejemplo, en España las notas van de 0 a 10 y para aprobar es necesario un 5. En Inglaterra, en cambio, van de 0 a 100 y se necesita un 40 para aprobar.
Para evitar confusiones, se puede añadir una tabla de equivalencias de calificaciones en las traducciones juradas de expedientes académicos.
Es necesario que los expedientes académicos los traduzca un traductor jurado. Estas traducciones no son simplemente traducciones privadas, sino que tienen valor oficial.

Qué otros documentos requieren de una traducción jurada
La traducción jurada, también conocida como traducción oficial o certificada, no solo se encarga de expedientes académicos o certificados de notas. Se necesita una traducción jurada de los documentos extranjeros que se vayan a presentar ante la Administración Pública, organismos oficiales e instituciones académicas.
Los traductores jurados trabajan con los documentos que se necesitan en procesos administrativos o judiciales o los requiera una autoridad oficial. Algunas de las autoridades que requieren una traducción jurada son: la Policía, un notario, un juez, Hacienda, INEM…
Por ejemplo, se necesita una traducción jurada de documentos como testamentos, peticiones de embargo, contratos (de jubilación, compra o trabajo) nóminas… Otros documentos son el libro de familia, las escrituras de una empresa, las cuentas anuales, sentencias de divorcio, escrituras notariales…
También hay quien solicita una traducción jurada con el fin de avalar la información de la traducción de trabajos académicos, tesis, informes médicos…

Hay varios motivos por los que se puede necesitar traducir un expediente académico. Entre ellos está irse a estudiar al extranjero o la necesidad de homologar tus estudios en España. Es importante recordar que no vale cualquier traducción.
Los expedientes académicos son uno de los muchos documentos que necesitan ser traducidos por un traductor jurado. Es decir, se necesita un traductor que haya sido nombrado por el Ministerio de Asuntos Exteriores.
El traductor jurado traducirá el documento, añadirá la certificación jurada, su firma y su sello. Así, nos aseguramos de que la traducción del expediente académico tenga valor oficial.

Comparte este artículo:

NUESTROS SERVICIOS

¿Quieres recibir presupuesto?

SOLICITA UNA LLAMADA

Introduce tus datos de contacto y nos pondremos en contacto contigo en el menor tiempo posible.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

QUIZÁS TE INTERESE

Suscríbase a nuestras noticias.